Objetivo y justificación de la III Semana de la Ciencia

1 – Cuidemos nuestro planeta:

Una de las mejores maneras de ayudar al medioambiente es reciclando, esto nos permite reducir el consumo y los desperdicios que generamos; para aprender a separar los desechos solo se requiere un poco de tiempo.

Reciclar no solo ayuda al planeta sino también a llevar un estilo de vida más saludable y reducir gastos en el hogar. Otro de los beneficios de esta práctica es que reduce la dependencia del petróleo, ya que se necesita menos energía para fabricar un producto con material reciclado.

También se reduce la contaminación, la incineración y descomposición en los vertederos. Estos son los principales emisores de gases que provocan el efecto invernadero (fenómeno por el cual los gases que se encuentran en la atmósfera retienen el calor emitido por la Tierra).

El reciclaje conlleva considerables beneficios ambientales en cuanto a ahorro de materias primas, energía, agua y reducción de las emisiones de gases de efecto invernadero. Asimismo, esta actividad contribuye al desarrollo económico y social de nuestro país a través de la generación de empleo y tejido industrial.

 

LA REGLA DE LAS 3 R: REDUCIR, RECICLAR Y REUTILIZAR

REDUCIR

Si reducimos nuestro consumo, tanto energético como de bienes materiales, estamos reduciendo también el problema. De este modo, la finalidad es disminuir el gasto de materias primas, agua y bienes de consumo, así como el aporte de CO2 a la atmósfera y el consumo de energía (tanto la destinada a la creación de un producto como a su transporte y distribución).

A nivel práctico, los consejos son sencillos:

  • Comprar menos y aplicar ciertos criterios a la hora de elegir lo que compramos.
  • Comprobar el lugar de procedencia y dar prioridad a los productos que han sido elaborados más cerca de nosotros
  • Escoger productos cuyo proceso de embalaje o envoltorio no sea excesivo o esté fabricado con materiales que puedan ser reciclados con mayor facilidad
  • Sustituir las bolsas de plástico de la compra por bolsas de materiales reutilizables que se puedan emplear en futuras ocasiones
  • Finalmente, descartar o disminuir en lo posible el uso de plásticos.

REUTILIZAR

Nos anima a tratar de alargar la vida útil de un producto, esto es, antes de tirarlo y sustituirlo por uno nuevo, debemos buscar el modo de repararlo o, de no ser posible, darle otro uso antes del final de su vida.

Afortunadamente, la red está repleta de ideas, algunas muy creativas, orientadas a cambiar la mentalidad del “usar y tirar”, ideas que además de ayudar al medio ambiente, también ayudan a nuestro bolsillo.

La reutilización no atañe simplemente a productos manufacturados, ya que puede y debe aplicarse también a los recursos naturales. Por ejemplo, el agua que utilizamos para lavar verduras y frutas o el agua que nos sobra después de beber, se puede destinar para regar las plantas o incluso fregar el suelo. Del mismo modo, dando un paso más y poniendo más medios, las aguas procedentes de los desagües de lavadoras, bañeras o fregaderos, serían, tras la aplicación de un simple tratamiento, perfectas para el riego de zonas verdes o el uso en cisternas, así como para limpieza de exteriores.

RECICLAR

El Reciclaje se basa en tratar los desechos con el fin de obtener nuevos productos, preservar materiales potencialmente útiles y evitar así el daño medioambiental que conlleva su eliminación (gases y otras sustancias tóxicas). La práctica del reciclaje tiene múltiples vertientes y su aplicación abarca desde sencillos hábitos domésticos hasta complejas regulaciones de orden internacional.

A nivel individual, está en nuestra mano seleccionar y separar los desechos que generamos en el hogar, es decir, utilizar los ya conocidos contenedores amarillos, verdes, azules y grises para depositar metales y plásticos, papel, cartón y derivados, vidrios, envases y desechos orgánicos.

En los últimos años, gracias a campañas de concienciación, talleres, distribución de material explicativo y adecuación de infraestructuras, tanto en ámbitos urbanos como rurales, la segregación de basuras a nivel doméstico se ha convertido en una práctica fácil de llevar a cabo y todos sabemos de la importancia de nuestra participación en esta primera y esencial fase del proceso.

Desde organizaciones mundiales se intenta hacer un llamamiento a los países para que cuiden el medio ambiente que es global, sin embargo, el cuidado debe hacerse individualmente, con pequeños gestos de cada uno de nosotros y nosotras estaremos contribuyendo enormemente a la preservación de nuestro ecosistema.

Los niños y niñas representan el futuro, por lo que se les debe enseñar a desarrollar prácticas sostenibles que sean beneficiosas para el medio ambiente, con el fin de preservar el mundo en el que les tocará vivir a ellos, a sus hijos y a las generaciones venideras.

2 – Comamos sano: Somos lo que comemos

La alimentación de los niños es un aspecto central en sus vidas. Como padres, es importante que sepamos transmitir hábitos que les enseñen a comer sano desde pequeños. Una buena nutrición es esencial para que el niño crezca y desarrolle sus capacidades. Los buenos hábitos alimenticios contribuyen a que se convierta en un adulto sano.

Las enfermedades no transmisibles (ENT) constituyen la primera causa de mortalidad,  morbilidad  y  discapacidad  en  nuestro  medio.  Según  datos  del  Informe  global  sobre enfermedades no transmisibles 2014,  de la Organización Mundial de la Salud (OMS), en el año 2012 se produjeron 58 millones de fallecimientos por ENT, y en el 50%  de  ellos  la  causa  fueron  las  enfermedades  cardiovasculares,  la  enfermedad  cerebrovascular  y  la  diabetes  mellitus.

Algunos de los principales factores de riesgo relacionados con las ENT son la hipertensión arterial, el exceso de peso, la ingesta energética excesiva, la dieta pobre en frutas, verduras y fibra, o la dieta rica en grasas saturadas. Estos factores y otros más están relacionados con la nutrición y la alimentación, por lo tanto, pueden ser modificados, y de este modo también modificar su impacto. La nutrición es desde hace años considerada como uno de los hábitos más relevantes para poder vivir una vida más saludable, y por ello cada vez más se llevan a cabo iniciativas en todos los niveles que se ocupan de aspectos relacionados con la nutrición. Y si la nutrición es un determinante de relevancia en los adultos, lo es más en la población infantil. Cada vez hay más evidencia de que los trastornos nutricionales, y especialmente el exceso de peso en la edad infantil y juvenil, son la principal puerta de entrada a la obesidad en la vida adulta, y, por lo tanto, a una vida vivida con peor salud.

La educación como medida de prevención se constituye así como un elemento capital, pues de ese modo se trata de inculcar en la población, y especialmente en niños y adolescentes, los conocimientos básicos para entender que la forma en que nos alimentamos tiene consecuencias muy importantes sobre la salud.

3 – Activemos el cuerpo y la mente: MENS SANA IN CORPORE SANO

CORPORE SANO

La práctica habitual de ejercicio físico moderado contribuye al mantenimiento de un buen estado general de salud y ayuda a estar bien, sentirse sano y tener vitalidad, facilitando el buen funcionamiento de los diferentes órganos y sistemas del cuerpo.

Con su práctica habitual se entrena el corazón, el sistema respiratorio, óseo y sanguíneo y se favorece el mantenimiento de un buen estado de ánimo, más fuerte para afrontar los problemas y contratiempos del día a día.

Como herramienta en el ámbito de la prevención, el ejercicio físico diario moderado ayuda a prevenir el sobrepeso y la obesidad, también en el caso de los niños y de los adolescentes. Se considera fundamental evitar el sedentarismo y fomentar la realización de los trayectos cortos, caminando o paseando.

Los niños a través del deporte pueden darse cuenta del valor y de las recompensas del esfuerzo continuo y del entrenamiento a medio y largo plazo. Aprenden que conseguir objetivos requiere una etapa de aprendizaje, sacrificios y esfuerzo, y se les ayuda a entender que no todo es inmediato, ni fácil de conseguir. Aprenden también que hay batallas que se pierden, y hay que ser fuerte para poder afrontarlo y conocen de primera mano el buen sabor de los triunfos conseguidos. Es una manera de ayudar a los niños que tienen poca tolerancia a la frustración. Los deportes en equipo fomentan además la socialización y ayudan al niño a compartir triunfos y derrotas y a disfrutar de los sentimientos intrínsecos a formar parte de un equipo, a ganar y a perder y ayudarse en equipo para conseguir un objetivo común.

La sensación de bienestar inmediato que produce el ejercicio físico se debe a la liberación de las endorfinas, las hormonas encargadas de facilitar y generar sensación de bienestar y vitalidad que ayuda a enfrentarse a los problemas con mayor energía. Esta sensación responde a una explicación bioquímica que ocurre cada vez que el cuerpo se realiza ejercicio físico.

MENS SANA

El cerebro es definido por los expertos como una masa de tejido gris-rosáceo, que en los humanos pesa alrededor de 1.3kg, y está compuesto aproximadamente por 100 mil millones de neuronas o células nerviosas. Independientemente del factor de la edad, los especialistas recomiendan en cualquier oportunidad darnos el tiempo diariamente para ejercitar la mente, resolviendo sudokus, crucigramas, o bien, cualquier otro tipo de juego de destreza mental, incluyendo los juegos de cartas. Nuestro cerebro debe ser considerado como un músculo, si lo ejercitas de buena manera y lo mantienes activo, te responderá con eficacia cuando lo requieras utilizar, y en cualquiera de las amplias y vitales tareas que desempeña.

El científico David Snowdon realizó un estudio a las hermanas del Convento de Notre Dame, en Mankato, Minnesota, un grupo de mujeres particularmente longevas y lúcidas. El científico evaluó el rendimiento cognitivo de las hermanas y analizó sus cerebros post-mortem. Sus hallazgos fueron sorprendentes. En los cerebros de muchas de estas mujeres aparecían los signos patológicos típicos de la enfermedad de Alzheimer. Sin embargo, esas mismas mujeres habían mostrado una lucidez en los últimos años de su vida aparentemente incompatible con los síntomas que asociamos a esta enfermedad.

¿Qué podía explicar esta discrepancia? Una vida llena de experiencias y estimulación intelectual parece estar en la clave de lo que hoy se denomina reserva cognitiva. La reserva cognitiva es la capacidad de sacar el máximo rendimiento a nuestro cerebro. Gracias a una propiedad cerebral conocida como plasticidad, el cerebro, nuestro “órgano jefe”, es capaz de cambiar y modificarse incluso en la vejez. En el caso de las hermanas de Notre Dame, su labor docente, un estilo de vida activo y hábitos saludables parecían ser una combinación poderosísima contra la amenaza del alzhéimer.

4 – Impulsemos la investigación científica

El recurso principal para generar desarrollo sostenible y crecimiento en un país es la investigación científica, un medio que extrae el valor del conocimiento para aplicarlo dentro de distintos sectores.

Sin ciencia se hace imposible un futuro sostenible. Con la revolución laboral que se aproxima en el futuro cercano con la automatización, por ejemplo, en el mundo los puestos de trabajo que quedarán se reservarán para personas capaces de producir conocimientos, debemos preparar a nuestros hijos para que sean capaces de afrontar esos retos.

Existe una relación directa entre la capacidad de generación de conocimiento y el potencial de innovación de un país y su competitividad y grado de desarrollo económico y social. Así, aquellos países que más invierten en investigación y desarrollo son los que experimentan mayores tasas de crecimiento de su PIB. El progreso descansa pues sobre tres pilares básicos, la generación de conocimiento, su difusión y su aplicación para la obtención de beneficios sociales y económicos.

En este escenario, donde el conocimiento es una pieza angular para la construcción de las sociedades, éste debe ser percibido por la sociedad como una forma de riqueza y para ello es imprescindible el desarrollo de medidas concretas que permitan generalizar la cultura científica y tecnológica y el acceso al conocimiento científico a todos los ciudadanos. Es urgente que la ciudadanía comprenda la importancia de la investigación científica, la sienta como algo suyo y la considere como el gran motor de progreso y crecimiento que efectivamente es.

Para conseguir esto es necesario hacer un esfuerzo por transferir el conocimiento generado por la investigación a la sociedad. Los ciudadanos tienen que percibir que la inversión en educación, investigación y tecnología no es algo que beneficia a los investigadores sino que redunda en un mayor bienestar y progreso de toda la sociedad en su conjunto. El eslogan “Sin ciencia no hay futuro” está hoy más vigente que nunca.

 

Presupuesto estimativo:

ACTIVIDAD COSTE AMPA COSTE PARA NO SOCIOS
– Manos sucias arriba (María del Carmen Romero López y Mª Pilar Jiménez Tejada) 30,00 €
– Conociendo nuestro cerebro (Laura Jiménez) 50,00 € 1 €/niño
– Experimentos divertidos (AMPA) 40,00 € 1 €/niño
– La ciencia del movimiento (Club Deportivo Balans) 0,00 €
– Taller Cientifico Loco, Multideporte Y Coreografías (We Fitness Club) 0,00 €
– Comer sano es divertido (Proyecto Socio Educativo PekeVi) 125 € 5 €/niño
– Proyección de cortos de animación sobre la importancia del reciclaje 0,00 €
– Juegos y expresión corporal (ISEP Clinic) 75,00 € 3 €/niño
– RCP (Marina Antúnez – Emergencias 112) 30,00 € 1 €/niño
– Reciclaje y Cuidado del medio ambiente (Inagra) 0,00 €
– Activa tu mente con Rubik (Antonio Gallego) 250,00 € 10 €/niño
– Robótica (Habilitas educación) 0,00 €
– Excursión (AMPA) 0,00 €
TOTAL 600,00 €  

 

AGRADECIMIENTO:

Muchísimas gracias a las personas y empresas que han colaborado con nosotros en la organización de esta III SEMANA DE LA CIENCIA, sin vosotros no hubiera sido posible!!